¿Cuánto sabemos de las araucarias?

Artículo por Equipo Amigos de Los Parques de la Patagonia

La araucaria araucana o pehuén, es uno de los árboles más emblemáticos del sur de Chile. Propia de los bosques siempreverdes, puede llegar a medir 50 metros, tiene ramas pinchudas y escamadas, así como una historia genética de 240 millones de años. Es también un árbol sagrado de pueblos originarios del centro sur de Chile.

Algunos datos curiosos sobre su reproducción y semillas: La araucaria es una especie dioica, es decir hay ejemplares con flores masculinas y ejemplares con flores femeninas, las que producen frutos. Luego de la fertilización, que ocurre en enero, cada cono se abre y disemina hasta 200 semillas, piñones, un año y medio después, dentro de un ciclo reproductivo que dura dos años.

En la diseminación natural de las semillas interviene principalmente la gravedad, concentrándose bajo la copa. Agentes como aves, destacando los loros Enicognathus leptorhynchus y Microsittase ferruginea minor y algunas especies de roedores, contribuyen a dispersar las semillas más alejadas del árbol madre.

Su estado de conservación en Chile se clasifica como En Peligro (EN) de acuerdo a la clasificación del Ministerio de Medio Ambiente y En Peligro (EN) de acuerdo a UICN.

Un lugar privilegiado para ver araucarias es el Parque Nacional Conguillío, en la Región de la Araucanía.

Fuente: Elaboración propia, Ministerio de Medio Ambiente, CONAF y www.chilebosque.cl

Crédito de la fotografía: José Rigoberto Sánchez M.