Es tiempo de ser guardianes del futuro

Artículo por Equipo Amigos de Los Parques de la Patagonia

A propósito del informe IPBES publicado esta semana que da cuenta de la amenaza de extinción para un millón de especies debido a las actividades del ser humano, Eugenio Rengifo, Director Ejecutivo de Amigos de los Parques, detalla en esta columna publicada en el Diario El Llanquihue la relevancia que tienen los parques nacionales y cómo su cuidado significa cuidar el futuro: ser guardianes del futuro. Pincha aquí para ver la publicación original en El Llanquihue. 

Una de las peores noticias que la humanidad ha recibido, el inminente colapso de la vida en la Tierra, fue revelada por el informe IPBES dado a conocer esta semana. Sus conclusiones nos obligan a actuar de inmediato: el informe revela que un millón de especies se encuentran amenazadas debido al impacto del ser humano en el planeta. Considerando la interdependencia vital entre especies en esta gran comunidad, la vida del planeta está amenazada.

Columna: Guardianes del Futuro en El Llanquihue

Informes alarmistas sobre el medio ambiente y la salud del planeta abundan desde hace algunos años, pero este no es cualquier estudio: 145 expertos de 50 países trabajaron durante tres años en este análisis que evalúa los cambios en las últimas cinco décadas. ¿Qué ha acelerado la crisis de extinción de especies? De manera muy resumida, los cambios de uso de la tierra y el mar, la explotación de organismos, las emisiones de gases contaminantes, la polución y la introducción de especies invasoras, todas acciones directas del ser humano, por lo tanto, las causas están en nuestras manos, podemos cambiarlas.

Ante esta catástrofe planetaria, los parques nacionales adquieren cada día más relevancia en el resguardo de ecosistemas claves para hacer frente a la amenaza. Por estos días celebramos el traspaso de los parques Pumalín Douglas Tompkins y Patagonia desde Tompkins Conservation al Estado de Chile y la consolidación de la Ruta de los Parques de la Patagonia. Se trata de territorio protegido que nos pertenece a todos. Son nuestros parques.

Chile cuenta ahora con 41 áreas silvestres protegidas como parques nacionales, espacios públicos dedicados principalmente a la conservación, pero también lugares esencialmente democráticos. Los parques nacionales existen para disfrutarlos, respetarlos, cuidarlos y quererlos. Son lugares que estimulan una comprensión de la historia en un contexto amplio, no sólo de los seres humanos, sino de toda la comunidad de vida producto de la interconexión de los seres vivos en el planeta. Porque nuestra vida depende del agua y el aire limpio, cuidemos nuestros parques nacionales y transformémonos de esta manera en guardianes del futuro.

Eugenio Rengifo

Director Ejecutivo Amigos de los Parques